El pasado 18 de Noviembre tuve la oportunidad y el placer de participar en un encuentro con el alumnado de quinto y sexto del Ceip Santiago de Oliverira (Ponteareas). El motivo no era otro que unas jornadas de emprendimiento organizadas por el programa Atrévete de la Xunta, al cual fueron invitadas las emprendedoras de Atico-e para exponer su caso como un ejemplo a seguir. Por mera coincidencia conocí a estas chicas un par de semanas antes y me comentaron su participación en dichas jornadas.

Sintiéndolo mucho no puedes comentar a una maestra algo sobre educación e impedir que meta las narices. No es que pidiesen mi ayuda, pero antes de darse cuenta yo ya les estaba diciendo que sí, y otra chica de su espacio coworking con inquietudes similares se unió también al equipo. Para mi este tipo de iniciativas que se salen de lo rutinario son fantásticas y es donde las niñas y los niños aprenden más cosas.

20151118_110119

Qué no hacer en un taller de emprendimiento para jóvenes

Desde mi experiencia con estas edades, y nuestra experiencia (de las cuatro) asistiendo a congresos y jornadas teníamos dos cosas muy claras:

  1. No queríamos “dar la chapa”: dícese de la acción que ejerce aquel conferenciante que suelta su rollo y se va, en ocasiones leyéndolo de unos papeluchos o bien de unas diapositivas.
  2. Teníamos que tocar un tipo de emprendimiento que les afectase personalmente, no queríamos hablarle sobre autónomos, sociedades limitadas, iva y todo ese rollo…

Por ello decidimos realizar un mini taller, algo mucho más práctico que una simple charla. Así que pedimos un poco más de tiempo que los 15 minutos que nos habían concedido. La organizadora del programa fue la primera sorprendida: ¿cómo?¿más tiempo?¡Sí! Claro!

Comenzamos presentándonos brevemente, nombres, profesiones y demás. El hecho de que fuéramos cuatro mujeres a hablar de emprendimiento ya era algo fantástico de por sí, pues todos los foros en los que se trabaja este tema suelen estar dominados por el sexo masculino, y la visibilidad femenina es crucial (en especial si tu audiencia es así de joven).

Y pasamos a explicarles cómo emprender no era solo “abrir un negocio nuevo”, sino que ellos y ellas podían emprender en su casa, en su aula, en su familia, en su escuela… Emprender entendido como innovar para mejorar algo que ya existe, porque ves una carencia, porque algo no funciona bien o porque sabes que se puede hacer mucho mejor.

 El juego como herramienta en el mundo del emprendimiento

El primer paso partió de la gamificación. ¡Allí donde está el juego para aprender que se quite todo lo demás! Dibujamos en el suelo una bombilla (como símbolo del emprendimiento) usando una cinta aislante, y les dijimos que se colocasen encima de la cinta ordenándose por edades de mayor a menor, con lo cual tuvieron que hacerse preguntas unos a otros de manera autónoma. Muy importante es no dividir nunca al alumnado por su sexo; nada de niños a la derecha y niños a la izquierda. Si no entiendes por qué echa un vistazo a otros post del blog Realkiddys para verlo claro.

20151118_105554#1

Una vez situados los dividimos en cuatro equipos de cinco según estaban colocados, de esta manera nos cerciorábamos que no harían los grupos de siempre y que todos particparían con todos. Como éramos cuatro, cada una se encargó de un grupo. Los nombramos de la siguiente forma: proveedores, empresa, distribuidores y clientes. No les explicamos qué significaba cada término para despertar la curiosidad en ellos, pero al repetirlo varias veces durante la sesión muchos decidieron preguntar.

La idea emprendedora a trabajar fue: ¿Qué harías para mejorar tu escuela? A partir de esta pregunta, cada grupo comenzó una sesión de brainstorming en la que salieron ideas super interesantes. Después de unos diez minutos de aportaciones muy válidas y unos participantes encantados de que se escuchase y aceptase todas sus propuestas, agruparon las ideas relacionadas entre sí, y votaron la que más les gustó.

2015-11-24 10.25.17

Con cuatro ideas, una por grupo, nos juntamos de nuevo en la bombilla donde un portavoz (o varios) de cada grupo expusieron sus ideas emprendedoras para cambiar la escuela. La expresión oral siempre debe estar presente en la educación, pues es fundamental para la vida. Después de escuchar cada una de las propuestas, votaron con gomets su favorita con dos únicas condiciones:

1. No votar la idea de su grupo.

2. No sentirse condicionados por nada ni por nadie, porque todas las ideas eran fantásticas.

La idea emprendedora que resultó ganadora fue la creación de un nuevo parking en su colegio, porque el autobús los deja muy lejos y tienen que andar mucho cargados con sus mochilas. También se añadió que si se redujese la cantidad de deberes sería mucho más saludable para sus espaldas, ¡qué listos estos emprendedores!

IMG-20151118-WA0027

Y hasta aquí nuestra participación. El siguiente paso en esta tarea creativa ya depende de ellos mismos. Les animamos a hablar con el Anpa, a denunciarlo en su radio local, incluso a hablar directamente con su alcalde. Y de allí salieron todos muy proactivos con ganas de cambiar aquel problema que no les gustaba en su escuela.

Esta herramienta de trabajo colaborativo con la cual diseñamos el taller se denomina designthinking y sigue con una nueva fase donde se prototipa la solución y se evalúa en el entorno antes de llevarla a cabo.

Gamificación (juego), designthinking, brainstorming, oratoria, cooperación, innovación, creatividad… Palabras que deberían estar también en la escuela y no solo en los foros de emprendimiento, porque de los niños y niñas pequeños tenemos mucho que aprender, y con su frescura y visión global pueden crear grandes proyectos emprendedores.

20151118_113622#1

Escuchemos a la infancia porque tienen mucho que decir y aportar.

¿Qué os ha parecido?

Facebooktwittergoogle_pluslinkedin

4 Comentarios

  • Publicado hace 24 Noviembre, 2015

    Rosa

    Un artículo muy agradable de leer y una visión que compartimos.
    Un saludo
    Rosa

  • Publicado hace 2 Diciembre, 2015

    Arancha Fernández

    Muchísimas gracias por este post. Estamos preparando desde una ONGD un taller sobre el derecho a saneamiento e íbamos en este sentido, pero ahora vamos a tener las cosas mucho más claras. Gracias de nuevo y saludos

    • Publicado hace 2 Diciembre, 2015

      Alba Alonso

      Gracias a vosotros por el magnífico trabajo que lleváis a cabo!Un fuerte abrazo!

Comenta

Publicaciones relacionadas