Exactamente, ¿dónde está el manual que indica las condiciones necesarias para ser padrazo o madraza?Yo no lo he leído nunca. pero os aseguro que de 100 páginas el capítulo de padrazo ocuparía UNA, la primera por supuesto, y las 99 restantes relatarían los requisitos de toda madraza que se precie. ¡Craso error!

-¡Qué suerte tienes! ¿eh?

-¿Cómo dice?¿Disculpe?

-Sí, ya, hazte la tonta, menudo marido…

-¿Por?

-Chica, le está cambiando el pañal al niño. ¡Qué PADRAZO! ¿eh?

Papá, no hagas demasiado, que de padrazo puedes pasar a calzonazos o mariquita.

¿Qué hay que hacer para ser un padrazo?

¡Qué PA-DRA-ZO! Vaya, o sea que para que te den el carnet depadrazo lo único que tienes que hacer es cambiarle el pañal al niño, bañar a la niña o darle el potito al bebé. Siempre delante de alguien claro, y cuidadito con hacer demasiadas cosas que de “padrazo” puedes pasar a “calzonazos” o incluso a “mariquita”. Increíble, ¿verdad?

Pues es cierto, y no solo para la mayoría de las suegras y suegros que, aún encima, te mirarán con cara de: “eso es trabajo tuyo”, sino de muchísima más gente que opina que, con mover un dedo, los hombres ya han hecho muchíiiiiisimo por la paternidad. Está claro, que si los comparamos con sus padres, que casi no diferenciaban la voz de sus peques de la de sus vecinos, algo hemos avanzado sí. Pero en 2015, ¡venga ya!

padrazo madraza-estereotipos de género-desigualdad de género“Padrazo” a punto de explotar de taaaaanto esfuerzo.

Pues desde Realkiddys os invito a que dejemos YA, todos y todas, de alabar a esos “padrazos” que no están más que haciendo tareas comunes que les corresponden por haber engendrado una criatura. Y es que no es bueno ni para ellos, ni para sus peques, ni para las madres.

De hecho, si yo fuera hombre me sentiría gravemente ofendido, porque ser un padrazo implica muchísimo más que una acción puntual e insulsa, y además, se gana a pulso a lo largo de los años. Y ¡ojito! que no vale con aprobar, porque para conseguir el carnet de padre-de-verdad-verdadera, hay que examinarse con muuuucha frecuencia, créeme.

padrazo madraza-estereotipos-igualdad-de-géneroUn padrazo es mucho más que eso, y si eres uno, lo sabes…

¿Qué hay que hacer para ser una madraza?

Por cierto, ylas madrazas, ¿cómo se ganan ellas el carnet? Tendréis que saber que no es suficiente cambiar miles de pañales, asistir a cientos de partidos de baloncesto o curar decenas de heridas, no… eso, se da por supuesto. Para ser una “madraza”, según esta sociedad, hay que dejar tu vida atrás, y dedicarte única, y exclusivamente, en cuerpo y alma, a tu descendencia. No deberás salir (bueno al parque sí), no deberás ir de shopping (aunque sí de supermarketing), no te maquillarás demasiado (las ojeras deben ser visibles), no tomarás nada de alcohol, no mejorarás en tu carrera profesional (los niños no se lo merecen), no te quejarás (porque es lo que se supone que tienes que hacer con tu vida), y así un etcétera de pensamientos sin sentido.

Tus hijos serán los que te digan si eres o no, un padrazo o una madraza, pero no solo con sus palabras, sino con sus acciones, y de por vida…

Grosso modo, estas etiquetas impuestas por la sociedad de madrazas y padrazos no favorecen a nadie. Seamos simplemente mamis y papis geniales, dedicados a sus hijas e hijos que no abducidos por ellos, estrictos que no severos, divertidos, espontáneos, preocupados, que no obsesionados y ante todo PERSONAS; porque ser padre o madre es de las cosas más bonitas que me han pasado en la vida, pero no creo que sea positivo definir nuestra vida únicamente por la faceta de la maternidad o la paternidad.

padrazo-madraza-estereotipos-de-género-desigualdadesLos peques no ponen etiquetas a sus papis, no lo hagas tú tampoco.

Por cierto…. ENHORABUENA a todos esos superpadres (que “haberlos, haylos” seguro) y a todas esas supermadres que disfrutan de la crianza de los suyos desde el corazón y no desde lo que dice la sociedad que es apropiado.

———————————————————————————————————————————————————

Si todavía no te has suscrito a nuestro blog, ¡ahora es el momento! Serás de las primeras personas en recibir novedades y promociones, y no te perderás nada! Haz click AQUÍ para suscribirte.

Jamás cederemos tu mail a terceros, con Realkiddys tendrás total seguridad, ;).

Facebooktwittergoogle_pluslinkedin

5 Comentarios

  • Publicado hace 25 Junio, 2015

    Carlos

    A mi también me parece que los roles que se asignan a la paternidad son un montón de prejuicios y se asumen en la mayoría de los casos como si tal cosa. Hay mucho miedo al cambio, se ve con o una amenaza al hombre que asume la paternidad de una forma igualitaria con su pareja. En ese sentido nos toca empoderarnos. Vosotras, por el simple hecho de ser mujeres, no sabéis cuidar un hijo, vais aprendiendo poco a poco.Es normal. Pero si los hombres lo intentamos se nos fiscaliza muy severamente.

    • Publicado hace 29 Junio, 2015

      Alba Alonso

      Totalmente de acuerdo contigo Carlos. Los hombres que realmente entendéis el significado de igualdad o feminismo tenéis también un trabajo duro contra lo que opina gran parte de la sociedad. Y me encanta que hayas usado la palabra empoderarse haciendo alusión a ti, porque yo también la uso mucho haciendo alusión a los niños varones. No solo las mujeres tienen que empoderarse, está claro. Así que tendremos que luchar juntos contra esta lacra de estereotipos, pero con personas como tú lo lograremos.
      Un fuerte abrazo!

  • Publicado hace 29 Junio, 2015

    José

    Una nota para tener en cuenta. Aunque el autor no me guste demasiado.
    Yo no ayudo a mi mujer con los niños ni con las tareas de casa
    http://www.albertosoler.es/yo-no-ayudo-mujer-los-ninos-tareas-casa/

  • Trackback: Micromachismos: Sobre padrazos y madrazas | Un papá en prácticas

Comenta

Publicaciones relacionadas